Páginas vistas en total

Escudo del Reino de Granada

Escudo del Reino de Granada
Escudo del Reino de Granada: Fuente: Wikipedia

GRANADA, LA DAMASCO DE OCCIDENTE

GRANADA, LA DAMASCO DE OCCIDENTE

FUNDACIÓN DEL REINO DE GRANADA. LA DIVISIÓN DEL CALIFATO EN REINOS DE TAIFAS

ANTECEDENTES DEL REINO DE GRANADA

Ya en la prehistoria existieron culturas, como la del Argar que ocuparon buena parte de A. Oriental o Región de Granada.

En el periodo ibérico aparece Bastetania, territorio cuyos límites coinciden aproximadamente con la actual Región de Granada. La capital más importante fue Basti, Baza, oppidum rodeado de poderosas murallas de cinco metros de espesor; en la parte más elevada se encontraba una acrópolis con los edificios más importantes. Durante el periodo romano Basti se engrandece con nuevos y lujosos edificios como la basílica, templos, baños, foro...

La actual Granada, la Eliberri ibera, llamada en el periodo romano Florentia Iliberritana o "Municipium Florentinum Iliberritanum" (Iliberri la florecida o la fructífera) vive periodos de esplendor llegando a celebrar un concilio de los más importantes del imperio, el Concilio de Elvira o Ilíberis, esta ciudad contaba con foro, basílicas y otros importantes edificios, así como un buen número de ricas villas rodeándola.

Durante el periodo visigodo, como dice Gallego Burín en la página 29 de su Guía de Granada, el rey Leovigildo, a finales del siglo VI, crea dos regiones en el sur de España: la Bética con Granada, Almería y Jaén y por otro lado la de Híspalis con Sevilla, Cáceres y Huelva. En nuestra región, la Bética, se construyeron importantes monumentos de los que sólo han llegado hasta nosotros algunos restos. La región Bética visigoda coincidía en buena medida con los el sureste de España, Jaén, Granada, Almería y Málaga, es decir la Región de Granada aproximadamente.

GRANADA DURANTE EL CALIFATO DE CÓRDOBA

Tras la invasión y conquista musulmana, la capital no estuvo asentada en "Florentia Iliberritana", sino en la vecina Medina Elvira "que llegó a ser durante tres siglos la capital y metrópoli de la zona suroriental de al-Andalus" como afirma el doctor Enrique Pareja López académico de la Real de bellas Artes de Sevilla; esto se puede interpretar como un claro antecedente del Reino y Región de Granada. Por su parte Ibn al-Jatib decía que "en ella florecieron muchos alfaquíes y sabios, convirtiéndose en un centro de cultura y cabeza de una rica región agrícola"

LA FUNDACIÓN DEL REINO DE GRANADA

El Califato de Córdoba se descompone (S. XI) en pequeños reinos llamados los Primeros Taifas entre los que se encontraba el Reino Zirí de Granada que trasladó la capital desde Medina Elvira hasta la antigua Eliberri. Tras un periodo de esplendor y resurgimiento de lo hispano, llegó una invasión desde el norte de África, los almorávides , tan celosos de su religión que destruyeron iglesias y otros edificios. En este periodo, según varios historiadores, Granada actuó de capital efectiva de la España musulmana.

Seguidamente se produce otra división en los Segundos Taifas (1144-1170), en los que vuelve a resurgir lo hispano y una mayor libertad, pero terminarán con la invasión de los almohades, imperio norte-africano, aún más integrista que terminó con todas las costumbres que pudiesen suponer un alejamiento del islam más estricto.

Este segundo imperio magrebí acabó tras la derrota de las Navas de Tolosa en 1212 surgiendo los terceros taifas, periodo muy breve que termina con la constitución del Reino Nazarí de Granada en 1238. Posteriormente se inició otra invasión norteafricana, la de los Benimerines, que fueron derrotados por una coalición luso-española.

EL REINO DE GRANADA CRISTIANO

Los Reyes Católicos terminan la Reconquista de España el 2 de enero de 1492 con la Toma de Granada, aunque el Reino de Granada no desaparece, continuará existiendo siglos hasta transformarse en la Región de Granada o Región de Andalucía Oriental.

domingo, 29 de enero de 2012

"EL BAÑUELO" O BAÑOS DEL NOGAL. ALBAICÍN, GRANADA.

Situados estos baños en la parte baja del Albaicín, en la Carrera del Darro, fueron costeados por el visir judío Samuel Ibn Nagrela en la época del monarca zirí Badis, fue esta una etapa de convivencia y tolerancia entre musulmanes judíos y cristianos anterior a la invasión de los integristas almorávides, Este periodo del Reino de Granada se caracteriza, además de por el respeto, por el gran desarrollo de la ciencia y las artes.

Los musulmanes copian los baños de los romanos, pero a menor escala y con menos servicios, ya que la función principal es la de limpiar el alma de los pecados cometidos contra el Corán, además de la higiene y el esparcimiento.

También hay que decir que la errónea idea, extendida por personas carentes de suficientes conocimientos, de que los cristianos eran sucios y descuidados en cuanto a su higiene, es del todo falsa, no hay más que visitar los bien conservados Baños del Almirante de Valencia, uno de los numerosos existentes en la España cristiana, hoy desaparecidos en su mayoría al igual que los musulmanes, para ello también se puede consultar el estudio realizado por especialistas en el tema:



Patio de acceso al baño. El arco mayor es el Alhamí para el guardián.

Estanque del patio rodeado de empedrado granadino que recuerda a los antiguos mosaicos romanos.
Al fondo la entrada al baño.


Bóveda de la pequeña alcoba para el empleado existente en el vestuario.

Sala fría cubierta por bóveda de cañón con lumbreras para iluminar y para abrir sus cristales desde fuera en caso de exceso de vapor.


Sala templada o del vapor, en ella se daban masajes y se aplicaban esencias, aceites y perfumes.

Sus arcos tienen ligera forma de herradura creando un espacio que recuerda un patio rodeado de cenadores (nombre que reciben los pórticos en Granada).
Mientras que las naves que forman el pórtico o cenador se cubren con bóvedas de medio cañón...

...la central lo hace con bóveda esquifada también cubierta de lumbreras con formas variadas.
 Imaginémosla enlucida, cubierta de pinturas y con las lumbreras filtrando la luz solar por cristales de colores,
el aspecto sería verdaderamente hermoso.

Los soportes de los arcos son columnas antiguas reutilizadas como este capitel romano...

...el resto son musulmanas también reutilizadas.




La sala estuvo recubierta de pinturas que le daban un hermoso aspecto. De ellas quedan sólo algunos fragmentos.

Sala caliente, situada junto a la caldera y las alcobas de las pilas de agua caliente,.cubierta por bóveda de medio cañón con lumbreras, las columnas también son reutilizadas.

Bóveda de crucería que cubre una de las alcobas de las pilas de agua caliente.
Estas pilas nunca se usaban para que los bañistas se introdujeran en ellas a modo de bañeras, su misión era la de permitir que estos sacasen agua con un recipiente para derramarla por el cuerpo.

Recipientes de terracota engastados en los muros de la alcoba donde se hallaba la caldera.

Sala trasera de los baños.
Chimenea de tubos cerámicos para sacar el humo del horno
existente bajo la solería imitando al hipocausto de los baños romanos.


miércoles, 25 de enero de 2012

ALMINAR CALIFAL DE SAN JOSÉ

En la cumbre del Albaicín, la Eliberri romana que se empezaba a llamar Garnata debido al barrio judío existente al otro lado del Darro ("Garnata al-Yahud" la Granada de los judíos) se levantó en la época del califa cordobés al-Hakam II la mezquita de los Morabitos o Ermitaños "al-Murabitín-", de la que quedan algunos restos como su alminar, convertido en campanario de la iglesia de San José. Se trata del alminar más antiguo de España, único anterior a los almorávides, algo anterior a la Torre Turpiana, el desaparecido alminar de la mezquita mayor de la ciudad.


Iglesia, aljibe y alminar.




La torre-alminar está construida con lajas de piedra arenisca dispuestas a soga y tizón, y para que quedase más armoniosa su fabrica, se volvieron a esculpir encima los sillares a modo de relieve sin corresponderse con los originales, más irregulares. Para la iluminación del interior dispone de minúsculas ventanas rectangulares.

Balcón, único de esta etapa en Granada, con la rosca del arco esculpida como relieve, ya que las dovelas auténticas no se corresponden con ella. A través del balcón se observa el machón central que sirve de eje a la escalera interior.
En esta imagen se aprecia a la perfección como los sillares verdaderos se unen en el centro de los que son simples relieves. Así mismo se ve la diferencia entre los dispuestos a soga, paralelos  a nosotros, y los dispuestos a tizón, perpendiculares y que por tanto solo nos muestran su parte más estrecha.
La parte baja está construida con grandes sillares de origen romano. Como vemos, casi todas las culturas usan materiales de los edificios de la anterior.